Contribuir en el desarrollo de procesos autogestionarios y sostenibles en los ámbitos económico, social, político y cultural, para que nuestros grupos meta sean agentes de cambio y protagonistas de su desarrollo humano integral, desde los principios del Evangelio y la Doctrina Social de la Iglesia, en la Arquidiócesis de Santa Cruz.